viernes, 16 de enero de 2009

Puente Romano de Córdoba.

Construido a principios del siglo I d.C., sobre el rio Guadalquivir, tiene una longitud de 331 metros. Fue un importante medio de entrada a la ciudad desde la zona sur de la Peninsula Ibérica por ser el único punto para cruzar el río sin utilizar ningún tipo de embarcación.
Desde la época de la Reconquista encontramos en un extremo la torre defensiva de La Calahorra. A la izquierda vemos la escultura, que data de 1651, de San Rafael del Puente Romano, obra del escultor Bernabé Gómez del Río.

El 9 de enero de 2008 se inauguró la mayor remodelación que el puente haya tenido en su historia.