viernes, 25 de julio de 2008

Te miro, y suspiro.


El vino entra en la boca

Y el amor entra en los ojos;

Es todo lo que en verdad conocemos

Antes de que envejezcamos y muramos.

Llevo el vaso a mi boca,

Y te miro, y suspiro.


William Butler Yeats. Dublín 1865-1939